Menu
  • 27
    EN BUSCA DE LA SUPERINTELIGENCIA

Big data, big brother, big deal.

EN BUSCA DE LA SUPERINTELIGENCIA


La revolución tecnológica nos permite, big data mediante, trabajar con más información de la que el ser humano ha podido usar jamás. Se ha abierto para la investigación y la innovación un campo de posibilidades inmenso, prácticamente inabarcable para el ser humano, manejable para las máquinas. Para referirse a este fenómeno David Brooks acuñó el término “dataismo” y lo describió como la filosofía emergente de nuestro tiempo. El filósofo Yuval Noah Harari se muestra abiertamente optimista con el dataísmo, al que otorga categoría de fe, y considera que será el detonante del siguiente salto en la evolución de la humanidad, tal y como explica en su libro “Homo Deus”. Es pronto para saber si el dataísmo conformará una religión y conjeturar sobre papel en la evolución de la especie puede parecer precipitado pero nos da la medida de la trascendencia que ha adquirido en nuestra sociedad. Es lógico maravillarse por los avances que somos capaces de generar y es lícito mostrarse reticente debido a los errores cometidos a lo largo de nuestra historia.
Por ello no faltan voces críticas al respecto, como Byung-Chul Han, que nos alerta de los peligros de reducir la experiencia humana a datos, renunciando a buscar sentido, narración. Las dudas de Byung-Chul Hanno se focalizan en las personas, no en las máquinas. También se muestra este filósofo reticente acerca de la connivencia entre el big data, el big brother y el big deal, ya que no solo hay acceso fácil e inmediato a nuestro datos sino que además se comercia con ellos. Innovación y negocio al servicio de la humanidad, si la información es poder habrá que ver cómo se distribuye la riqueza, quiénes son los poderosos, cuáles son los intereses y objetivos que persiguen las investigaciones e innovaciones que se vienen realizando. Sin renegar del progreso y sin renunciar al pensamiento crítico Nick Bostrom, director del Instituto para el Futuro de la Humanidad y el Centro de Investigación de Estrategia de Inteligencia Artificial de la Universidad de Oxford, nos emplaza a estar alerta ante los imparables avances en Inteligencia Artificial, constituyendo su libro Superinteligencia un auténtico manual de defensa en la materia. Esperemos que por una vez el hombre, y no la máquina, no sea un lobo para el hombre.

 

A %d blogueros les gusta esto: